Brooks

DNA™

  • Cada corredor es diferente, y nuestro DNA nos hace únicos. Pero, BROOKS, el especialista en zapatillas de carreras, logró descifrar ahora el DNA de los corredores. Hasta ahora, los sistemas amortiguadores de las zapatillas deportivas modernas estaban construidos para corredores absolutamente medianos y de tamaño medio. Los corredores más grandes o más rápidos debían apañarse con zapatillas, que eran demasiado blandas para ellos, mientras que los corredores más pequeños y más lentos las encontraban demasiado duras. Pero, en realidad, el corredor absolutamente mediano es una excepción. Por ello, la mayoría de nosotros corremos con zapatillas, cuya amortiguación no es realmente la adecuada. Bajo la denominación BROOKS DNA™, esta marca de zapatillas de carreras de alto rendimiento ha desarrollado ahora un sistema amortiguador, que se adapta a las necesidades de cada corredor.

    Cómo funciona DNA™?

    BROOKS DNA™ ofrece en todo momento un equilibrio perfecto entre la amortiguación y la recuperación de la energía. El material, en realidad no es ningún sólido, sino un líquido extremadamente resistente, que se comporta a nivel molecular como millones de pequeños resortes. La revolucionaria tecnología de amortiguación Brooks DNA™ se adapta instantáneamente a la biomecánica específica, al peso y la velocidad de cada corredor.

    La nueva tecnología de amortiguación se beneficia de una recuperación óptima de la energía. En el material convencional de la suela, la recuperación de la energía disminuye al aumentar la intensidad del rebote. Por ello, algunos zapatos parecen "deteriorados" al cabo de cierto tiempo. En los zapatos BROOKS es al revés, pues BROOKS DNA™ aumenta la recuperación de la energía al ir aumentando la energía de los impactos.

    Hemos analizado costosamente numerosos corredores y estilos de correr, para poder diseñar la forma especial de los elementos DNA™. Así, BROOKS averiguó dónde la carga sobre la suela es máxima, aplicando allí los elementos DNA™.